Seguidores

jueves, 7 de junio de 2012

A veces no nos damos cuenta de lo rápido que pasa el tiempo, de lo veloces que corren los segundos, sobre todo cuando intentas pararlos sin éxito.  El tiempo no se preocupa en preguntarte si estas preparada para que pase, pasa sin más y eres tú la única persona que se puede encargar de ir a la par. El tiempo pasa para todos, hasta para los que prefieren anclarse en el pasado, y recrearse en aquellas historias que se acabaron sin un final feliz. Muchos ilusos creen que el tiempo es un aliado que nos cura las heridas, pero se equivocan el tiempo no cura nada, el tiempo solo te aleja de las situaciones que quieres olvidar, pero el tiempo no es capaz de borrar los recuerdos, que duelen como balas en el alma, el tiempo no puede hacernos olvidar aquellas personas que estuvieron pero ya no están, el tiempo no te ayuda a superar las traiciones ni puede borrar las caricias, los besos, los abrazos ni los momentos,  el tiempo no borra absolutamente nada, solo te hace recordar que el pasado al que te aferras jamás volverá por mucho que te empeñes, por mucho que llores,  ni por mucho que lo recuerdes.

No hay comentarios:

Publicar un comentario